Logo
Miércoles, 27 Noviembre 2013 12:57

FOTONOVIEMBRE 2013 en HDOSART.

Valora este artículo
(1 Voto)
Madre e hija comentando una de las imágenes de la exposición. Madre e hija comentando una de las imágenes de la exposición. © Juan Manuel Santos.

En la exposición que dentro del marco de FOTONOVIEMBRE 2013 ocupa el espacio multidisciplinar HDOSART, se puede establecer un hilo conductor que invita a la reflexión, no sólo como amantes de la fotografía sino también como personas en busca de un hábitat adecuado a nuestro modo de vida. Las obras, tanto de Conchi Martínez como de Gustavo Carvahlo, tienen en la exposición fotográfica de los objetos con/contra los espacios donde se han encontrado una sensibilidad creada a partir de la memoria, de las experiencias vividas, de todos nosotros.

Conchi en su serie Grácia, martes noche, tiene un especial interés en imaginar las personas que han abandonado los objetos que una vez fueron de utilidad en sus espacios domésticos y que ahora quedan en el espacio urbano hasta su recogida por el servicio de limpieza u otras personas que los rehabiliten. Creamos la historia vivida así como el futuro inmediato a través de los objetos ya usados. Todos seremos capaces de crear, gracias al aura que con el tiempo ha conseguido cada uno de los objetos, esa historia que hay detrás de las personas.

Gustavo Carvahlo en su serie Objects of the Imaginery proyecta en los espacios interiores de una vivienda abandonada lo que de éstos fue en el pasado a través de los objetos olvidados. Una vivienda que ahora se restaura y por ello perderá el aura de su anterior vida, esa vida que gracias al trabajo del fotógrafo se mantendrá entre nosotros por la combinación de luces, texturas, colores, objetos, espacios que estimularán en nosotros imágenes de la experiencia vivida.

       El trabajo fotográfico de ambos autores queda fuera de discusión en cuanto a su calidad, no ese el motivo de este artículo, es su mensaje implícito lo que nos interesa.

Por un lado nos enseña a imaginar los espacios abandonados y, por otro lado, como el uso de unos objetos cotidianos nos permiten pensar en las personas que vivían allí y su modo de vida.

Es el imaginario de la memoria es que resucitará la historia que ha caído temporalmente en el olvido.

En palabras de Gustavo Carvahlo :.

“Después de años de abandono una puerta se abre finalmente. Poco a poco, la luz silenciosamente invade sus espacios, creando un juego suave de luces y sombras.

El interior de la pequeña casa se ilumina y revela objetos abandonados por sus anteriores propietarios, ¿las razones? Nunca las sabremos; todo estaba perdido en el tiempo.

El fotógrafo captura la realidad presente en la lente de su cámara. Sin embargo, nuestra imaginación nos conduce a desvelar las historias vividas en ese lugar en un distante pasado.” 

Modificado por última vez en Viernes, 27 Junio 2014 17:50

Artículos relacionados (por etiqueta)

volver arriba
FaLang translation system by Faboba